Carlos León, nuevo hijo adoptivo de la Provincia de Segovia

CARLOS LEÓN

La provincia de Segovia se prepara para dar la bienvenida a un nuevo miembro a partir del próximo 29 de febrero. Se trata del reconocido artista Carlos León, cuyo nombre se unirá al selecto grupo de hijos adoptivos de la región, junto al jurista Ángel Gil-Robles y a la periodista Pilar García-Cernuda. La Diputación de Segovia ha tomado esta decisión por unanimidad, en reconocimiento a la estrecha relación del pintor ceutí con la provincia y su destacada contribución al mundo del arte.

Carlos León llegó a Segovia a una edad temprana, acompañado de su familia, y desde entonces ha mantenido un vínculo profundo con esta tierra. A lo largo de su carrera, León ha dejado una huella imborrable en el ámbito artístico español y ha sido reconocido internacionalmente por su trabajo en el arte abstracto. Su regreso a Segovia en 2002 marcó el inicio de una nueva etapa en su vida y carrera, estableciendo su estudio y residencia en Torrecaballeros, donde ha continuado experimentando con la morfología y orografía del territorio segoviano.

Figura fundamental del movimiento Supports-Surfaces en España desde 1972, Carlos León ha sido influenciado por grandes artistas como Rothko, Pollock y Cy Twombly. Su obra, inspirada en la naturaleza y los paisajes segovianos, refleja una búsqueda constante de identidad y significado a través de la abstracción. Sus pinturas y fotografías capturan la esencia de la provincia, transformando la realidad en formas y colores que evocan la belleza del entorno natural.

El presidente de la Diputación, Miguel Ángel de Vicente, ha destacado la contribución de Carlos León al arte y la cultura de Segovia, subrayando su habilidad para capturar la esencia de la provincia en sus obras. Según De Vicente, León es un artista que, a través de su creatividad y sensibilidad, logra transmitir la belleza y la serenidad de los paisajes segovianos.

Para Carlos León, el arte está intrínsecamente ligado a la tierra y la naturaleza que lo rodea. Sus más de treinta años observando la sierra de Guadarrama desde su estudio han sido una fuente constante de inspiración y reflexión. La distinción como hijo adoptivo de la provincia de Segovia es un reconocimiento a su contribución al enriquecimiento cultural y artístico de la región, y refleja el profundo vínculo que siente con este lugar.

La designación de Carlos León como hijo adoptivo de la provincia de Segovia es un homenaje a su trayectoria artística y su dedicación a capturar la belleza y la esencia de esta tierra a través de su obra. Su legado perdurará como parte integral del rico patrimonio cultural de Segovia.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para su correcto funcionamiento y para fines analíticos. Contiene enlaces a sitios web de terceros con políticas de privacidad ajenas que podrás aceptar o no cuando accedas a ellos. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos.
Privacidad